Productividad y el coste de las nuevas ideas

Cualquier directivo de una gran compañía busca respuestas a la pregunta de ¿Hacia dónde tienen que mirar las empresas a la hora de definir su estrategia? Innovación, digitalización, internacionalización, automatización…. ¿Pero realmente miramos hacia dónde debemos? Una perspectiva distinta es considerar estas líneas de actuación herramientas indispensables para llegar a la raíz. Tenemos que buscar aumentar nuestra productividad si queremos continuar con las tasas de crecimiento o mejorarlas. Analicemos la relación entre las tasas de crecimiento a nivel macro y la productividad, teniendo en cuenta los ratios entre la productividad y el coste de las nuevas ideas.

Sigue leyendo

Características de la Transformación Digital – MIT – BBVA

Hace unas semanas escribía un post sobre la Transformación Digital del BBVA que, si en su momento no tuvisteis la oportunidad, os invito a leer en esta ocasión. En línea con ese artículo he encontrado una reciente publicación en el diario Cinco Días en la que hacen referencia al BBVA y su proceso de liderazgo en Transformación Digital en la banca española. Los investigadores del Massachusetts Institute of Technology (MIT), Peter Weill y Stephanie Woerner, tras analizar más de cuatrocientas empresas han evaluado las características que hacen que éstas se posicionen como líderes o queden rezagadas en la revolución tecnológica. Repasemos las características de la Transformación Digital que marcan la diferencia.

Aquí te dejamos un breve resumen, y la descarga el documento completo. (Inglés)

Sigue leyendo

Innovación: Declaración de Guerra

Un plan estratégico para la innovación es un lago helado que se rompe en mil pedazos de distinto tamaño nada más pisarlo. Llegar a la orilla es una tarea ardua, arriesgada y donde los elementos externos, los recursos propios y el azar juegan un papel vital.

Si el objetivo es llegar al otro lado de la orilla, justo al punto que nos habíamos fijado inicialmente, ya te digo yo que vayamos abandonando toda esperanza.

Para elaborar un plan debemos conocer los recursos de los que disponemos para saber dónde podemos llegar. Y, mucho más importante, es saber si nuestro destino será un lugar plácido y lleno de luz o será la antesala del Apocalipsis; cualquier meta no siempre es una buena meta.

Una vez conocida la situación actual, los recursos disponibles y el lugar al que queremos llegar debemos visualizar el camino por el que vamos a transitar. Como todo camino, incluso las amplias autopistas, estará poblado de obstáculos que deberemos salvar sin reducir demasiado la velocidad ni desviarnos de la ruta establecida.

Sigue leyendo

La transformación digital del BBVA

La transformación tecnológica, el Big Data, adaptación de sus procesos, marketing digital e innovación son los pilares sobre los que se asienta la transformación digital de BBVA, un referente en la asunción de los nuevos retos que nos plantea la digitalización.

Transformación Digital sí o sí.

He leído muchas entrevistas en las que Francisco González, presidente del BBVA, se refiere a la digitalización del negocio bancario como un proceso absolutamente imparable, y no le falta razón. En el portal Estatista podemos encontrar gráficas de penetración en el “mercado digital” de las principales entidades financieras del país:

Gráfica de número de clientes digitales en la banca. Año 2015

Clientes digitales en banca. Año 2015

Representa un porcentaje increíblemente significativo y de una tendencia realmente creciente. De hecho, estamos leyendo durante esta semana noticias sobre la publicación de los resultados financieros de la entidad, muy positivos, y basados, según ellos mismos y entre otros factores, en una reducción de costes. En la misma Web de la entidad encontramos esta información.

Sigue leyendo

Real Time Marketing, mucho más que la improvisación de un equipo creativo

Nos movemos dentro de un contexto de Transformación Digital tanto de las organizaciones como de los mercados, de consolidación del uso de plataformas Big Data y de orientación hacia un poderoso “cliente digital”. Eso es innegable, como también lo es que cada vez nos encontramos más casos de éxito que parten de esa tupla de factores. Ya no hablamos de pruebas de concepto, sino de proyectos clave en nuestra estrategia de negocio.
Uno de esos casos de éxito que está resultando más atrayente a día de hoy es el Real Time Marketing, pero la amplitud de las acciones necesarias para desempeñar ese tipo de estrategia es más importante de lo que parece. Hablemos sobre Marketing Digital desde un punto de vista de estrategia de marketing y la infraestructura IT necesarios para llevarlo a cabo de manera exitosa.

¿Qué es realmente el Real Time Marketing?

El Real Time marketing no es solo una estrategia para estar en el momento adecuado con un mensaje creativo y sorprendente y conseguir hacerlo viral. Es mucho más y requiere planificación, preparación y la agilidad necesaria para llegar a ser finalmente “real time” en las acciones de Marketing vinculadas a una coyuntura que se “evapora” a las pocas horas de suceder. Tan positivo puede ser llegar a tiempo con una acción de marketing vinculada a una coyuntura que esté creando tendencia y llegar al segmento de consumidores al que nos queremos dirigir con el mensaje y mediante los canales adecuados, como negativo es salirse de la corriente que haya generado esa coyuntura y perder ese impacto.

Sigue leyendo

¿Por qué fracasan los proyectos de Transformación Digital?

(O casi todos, o muchos de ellos, o la mayoría… Si nos vamos a poner a discutir la cardinalidad, mejor no casi no seguir. Yo diría que todos los proyectos de Transformación Digital, en cierta manera, fracasan por no cumplir expectativas, plazos y costes. Pero eso es una apreciación muy personal y muy generalista)

Volviendo a la pregunta, coincidiremos seguramente en que hay muchas versiones al respecto, dependiendo del prisma desde el que se realice el análisis, y posiblemente la mayoría de ellas son ciertas. Me han hablado de la mala orientación de las empresas en la redefinición de sus procesos (que para mí es una de las menos creíbles), de poca inversión en capacitación de nuevas competencias, de responsabilizar casi exclusivamente al Marketing Digital ser la fuerza motriz del proceso de Transformación Digital, de la mala implantación de la cultura colaborativa, del egocentrismo de IT y de otras muchas más que de las que seguro que no solo yo he oído hablar.

Ciertamente creo que es más que probable que todas sean en mayor o menor medida acertadas y seguro que desde la experiencia particular de cada uno de nosotros son más que razonables. Ahora bien, ¿Serán estas cuestiones aquellas que tendremos que incorporar a nuestra gestión de riesgos si queremos liderar un proceso de transformación digital con unas mínimas garantías? Antes de contestar a esa pregunta, hagamos el ejercicio de buscar la causa (o causas) raíz de las malas experiencias.

Sigue leyendo

Capacidades para ser un buen gestor. ¿Por qué ningún ranking me convence?

¿Qué es lo que falla en los rankings de capacidades para la buena gestión?

Hemos leído infinidad de artículos sobre qué capacidades son necesarias, hay que mejorar, o marcan tu ventaja competitiva respecto a otros para ser un buen gestor y probablemente no estaremos de acuerdo o, al menos, no del todo. ¿Por qué? Intentaremos hacer una valoración que rompa con lo establecido en otros artículos, y no abordarlo como un decálogo de capacidades, sino como una serie de planteamientos que nos animen a identificar capacidades más “atómicas” que están comprendidas dentro de capacidades o habilidades más generales.

Volvamos a la pregunta. ¿Por qué no me convencen esas listas de las top X capacidades necesarias para ser un buen gestor? Sinceramente, creo que por cierta simplicidad en el planteamiento y no buscar la raíz, lo realmente diferenciador. Pensemos por un momento que esa ausencia de pensamiento disruptivo, unas veces por quedarnos en lo evidente y otras veces por quedarnos en lo comúnmente aceptado como axioma, podría ser la causa de no estar plenamente satisfechos con el planteamiento que nos presentan. ¿No parece que simplemente con ese ejercicio estamos más cerca del camino hacia una mejor solución?

Aceptemos a priori que no encontraremos “la respuesta”, sino en todo caso una “mejor respuesta” a la pregunta. Y por cierto, ¿a qué pregunta? Efectivamente, tampoco contestar resulta tan obvio. Ser un buen gestor de… ¿Proyectos de TI, de gobierno de TI, de gobierno de Datos, equipos de trabajo? La oportunidad que se nos presenta por esa heterogeneidad de contextos, en vez de ser aprovechada, se convierte repentinamente nuestra debilidad. Estamos ante un patrón de pensamiento que aplicamos continuamente al intentar identificar las tendencias comunes y que en esta ocasión se convierte en una trampa. Nos quedamos simplemente con el “máximo común divisor” de todos los términos de la ecuación. Lo que es común, deberá ser lo necesario. En cierto modo así es, pero la diferencia entre condición necesaria y condición suficiente es muy grande.

¿Qué es lo que habitualmente nos vamos a encontrar? Capacidad de comunicación, empatía y organización son los clásicos. Incluyamos también capacitación tecnológica dentro del ámbito organizacional que corresponda y, afinando un poco más, llegaremos a liderazgo, capacidad de toma de decisiones, trabajo en equipo y resolución de conflictos, motivación y negociación. Ya tenemos, posiblemente, el cóctel del 90% de lo que encontraremos difundido por la red. Es precisamente esa uniformidad lo que me ha animado a escribir este post.

Capacidades

¿Y si nos planteásemos que todo eso son “commodities”, cuestiones que sí o sí las debes tener pero no para ser un buen gestor, sino para poder gestionar con ciertas garantías un proyecto de TI, el gobierno de los datos de una organización empresarial de cierta relevancia o un equipo de trabajo medianamente competitivo? Estamos buscando las capacidades para ser diferente, para destacar, para ser eficiente y eficaz en la gestión y no simplemente cualidades que me definan de una manera estándar.

Sigue leyendo